Estos partidos son siempre una gran oportunidad para medir el nivel competitivo de un equipo, mostrar sus jugadores que no juegan permanentemente y una gran vitrina de promoción para nuevos talentos. Asimismo, sirve como preparación de cara a sus torneos locales, es una buena opción de contar con ingresos extra para los clubes y también es el momento en donde se pueden crear relaciones con empresas de marketing, sponsors y canales de televisión.

AMISTOSOS ENTRE CLUBES